Maestro o capacitador

Maestro o capacitador, toda una cuestión. En mi experiencia, las etapas de aprendizaje son tres, dependiendo de la edad.

Maestro o capacitador, toda una cuestión. En mi experiencia, las etapas de aprendizaje son tres, dependiendo de la edad. La primera comprende niñez y adolescencia. El niño es el alumno, enseñado por el maestro. El protagonista, curiosamente, es el maestro.

La segunda ocurre durante la juventud. El alumno aprende, el maestro guía. El protagonista es el alumno, el joven que dirige su propio aprendizaje. Este periodo acaba cuando comienzas a trabajar, aunque continúes estudiando.

En España comenzaría hacia los 21 años, en muchos países de Sudamérica a los 17, donde se trabaja mientras se estudia en la universidad. ¡Y se nota!

La tercera es la profesional. Desaparecen los roles de alumno y maestro. Hay un protagonismo conjunto de capacitación. No importa lo que sabes ni te piden que lo demuestres. El objetivo es la evolución en la capacitación: ¿Qué soy capaz de hacer hoy que no era capaz de hacer ayer?

Igual que en TWI – Training Within Industry – se decía “Si el trabajador no ha aprendido, el instructor no ha enseñado”, podríamos decir ahora “Si nosotros (el equipo) no somos hoy más capaces que ayer, los procesos han fallado”.

La evolución en la capacitación debe estar embebida en todos y cada uno de los procesos. Queremos y diseñamos procesos flexibles que se adapten a los cambios, se adapten a las personas y favorezcan el que las personas, ya profesionales, crezcan. Es duro, pero más duro es que nos sigan tratando como niños, o se olviden de potenciar al joven.

En la industria de Castilla-La Mancha estamos en un momento precioso, donde muchas empresas están empoderando a sus trabajadores y mandos intermedios para que sean capaces y autónomos.

Es un cambio de paradigma que está en la raíz de Lean y por eso los procesos con enfoque Lean están funcionando tan bien. La educación es la base de la prosperidad de la sociedad creando ciudadanos capaces. Creo que Lean es la base de la prosperidad empresarial, creando profesionales capaces.